El arcano y el jilguero, Ferrán Varela

El arcano y el jilguero, Ferrán Varela

¿Os acordáis de lo entusiasta que fue mi reseña a «La danza del gohut»? Pues «El arcano y el Jilguero» iguala o incluso supera el nivel. Esta es la primera novela larga del autor que tanto nos sorprendió con la novelita que hemos mencionado y con sus relatos en diversas antologías. Ya está todo claro, Ferrán Varela ha venido para quedarse y además, aunque ya sabemos que tenemos obras de calidad en la fantasía nacional, Varela confirma estos niveles y aumenta la apuesta.

Mapa
Detalle del libro con el mapa que regaló Ed. Transbordador

«El arcano y el jilguero» es un libro que se ha publicado este mismo mes y desde entonces algunos de nuestros compañeros ya lo han leído y dado su opinión, como Daniel Perez en Boy with Letters. En general, está teniendo muy buena acogida entre todos sus lectores y recaudando reseñas muy positivas. Sí, podemos entenderlo; yo misma le he dado las 5 estrellas en Goodreads y puedo decir con seguridad que va a estar en lo mejor que haya leído este 2019.

Para empezar no puedo más que unirme al carro de la opinión de que Ediciones El Transbordador ha hecho una edición preciosa y muy cuidada. Es en tapa blanda, con portada y mapa a cargo de Manuel Gutierrez, que también fue el encargado de la ilustración de la portada de «La danza del gohut». Tiene 374 páginas y si queréis confirmar lo bonito que es podéis ver las fotos del blog El caballero del árbol sonriente. El prólogo y el postfacio tampoco tienen desperdicio, han elegido a dos personas más que adecuadas para encargarse de ellos. Tanto Antonio Torrubia como Daniel Garrido han sido -son- incondicionales profetas de Ferrán Varela (y el prólogo viene con aparición estelar).

El_Arcano_y_el_jilguero_1
Ilustración de la portada por Manuel Gutierrez

Pero vamos a lo que realmente nos importa. ¿Qué tiene «El arcano y el jilguero» para que esté revolucionando tanto a los fans del género? Parte de una premisa ya explorada anteriormente pero que a mí no me deja de fascinar. Cómo es la psique de un monstruo, cómo de justificadas estan las atrocidades que se cometen por un bien mayor. Cómo funciona realmente la sociedad, cómo el poder corrompe a las personas… Un gran acierto del libro es la cantidad de preguntas sin respuesta que Varela lanza a sus lectores, que se ven envueltos en un ejercicio filosófico para consigo mismos.

El protagonista principal es Mezen el Ariete, su trabajo es torturar al servicio del Imperio. Se dice que es un Arcano del Tormento y las gentes de Hann conocen su reputación, es un demonio que disfruta del sufrimiento de los demás e insufla miedo en sus corazones. Mezen parece tener muy claro lo que es y por qué es, hasta que se encuentra con Nara, una huérfana que le ve con otros ojos. Este fortuito encuentro marcará un antes y un después en nuestro protagonista, pues a raíz de esto y algunos otros hechos entrará en un mar de dudas.

Esta novela está ambientada en el mismo universo de fantasía oscura y corte medieval que «La danza del gohut» y otros relatos de Ferrán. Mezen y Nara recorrerán este mundo corriendo aventuras que les moldearán poco a poco y forjarán su destino final. Ambos personajes tienen una caracterización magnífica y mucha fuerza pero el escenario en el que se mueven no es menos. Ferrán Varela ha creado un mundo muy detallado, al que se nota que le ha brindado muchos cuidados, empezando por los nombres de los días de la semana o el conjunto de lunas que iluminan su noche. Se trata de un mundo que no está al servicio de los personajes, sino que sencillamente los acompaña, que cobra vida por sí mismo. Cada lugar de Hann tiene su propia vegetación y fauna. Árboles milenarios o seres mitológicos pueden aparecer en cualquier momento en la historia de los protagonistas si se adentran en los sitios adecuados. Cada pueblo y cultura tiene sus propios mitos, su propia religión y costumbres, todas ellas bien construidas conforme a su localización y recursos adyacentes. Mezen nos va contando historias del folclore de cada lugar que pisa o recuerda, inlcuso en un capítulo concreto nos narra toda la mitología de los Áureos y es puro deleite narrativo.

Detalle mapa HANN
Detalle del mapa de Hann

El estilo de Ferran Varela, como ya comenté en la reseña de su anterior libro, me parece increíble. «El arcano y el jilguero», narrado en primera persona por Mezen, tiene una descripción precisa y vívida, el autor sabe donde hacer incapié para producir sensaciones en el lector. Pero también sabe cuando mantener el silencio de una acción para darle todavía más peso. Creo que tiene un estilo muy elegante. Consigue que todo lo que leas se convierta en algo visceral y te sumerjas tanto en el dolor o la felicidad de una persona como que quieras creer las historias acerca de la creación de los dioses de su mundo. Lo suyo es la tragedia, hay que reconocerlo, pero también es capaz de sacarte una sonrisa con muchas de las situaciones que plantea, casi siempre desde la ironía de sus personajes. Como se dice por ahí, la fantasía oscura de Varela recuerda tanto al grimdark más duro de Abercrombie como a la descripción más bella de Rothfuss, y teniendo a estos padrinos, ¿cómo no darle una oportunidad?

No quiero contaros nada más porque es maravilloso descubrir a Mezen por uno mismo, conocer su relación con Nara y con el mundo de Hann, averiguar su pasado con cada nueva pista y desenmascararle a lo largo de la lectura a la vez que él trata de hacer lo propio. Al igual que es muy gratificante descubrir Hann poco a poco y fascinarse con el excelente trabajo de Varela también en este punto. Ahora solo nos queda esperar más noticias acerca de este escritor que se está abriendo hueco en el mercado de la mejor manera posible, demostrando su talento.

El arcano y el jilguero

Mezen el Ariete es un Arcano del Tormento, un demonio inmortal que disfruta desollando a sus víctimas. Su oficio, torturador al servicio del Imperio, lo ha llevado a cometer crímenes aberrantes contra personas indefensas, y la única ayuda con la que cuenta para sobrellevar la culpa es el convencimiento profundo de que lo hace por un bien mayor.

Pasa los días viajando de un frente a otro, rindiendo ciudades asediadas y sofocando rebeliones para el Emperador Thien Seedveen, un tirano megalómano del que ha jurado vengarse en cuanto no haya más tierras por conquistar. Sin embargo, el precario equilibrio de la danza que debe bailar para perseguir sus propios fines mientras finge lealtad al Imperio se ve alterado cuando conoce a Nara, una huérfana de guerra que no lo trata como al monstruo que él mismo cree ser.


¡Que la Melange os acompañe!

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s